Arranca el Festival Internacional de Danza Contemporánea, segunda edición

Del 3 al 13 de agosto se llevará a cabo en diferentes sedes de la Cdmx.

Participarán bailarines de Austria, Canadá, Chipre, Colombia, España, Estados Unidos, Hungría, Italia, Países Bajos, Portugal, República de Corea y México.

Gloria Reyes

Por segunda ocasión, la capital mexicana se moverá con un festival que, no obstante su juventud, ha contribuido en abrir un espacio único para posicionar entre el público a la danza contemporánea nacional e internacional. Se trata del Festival Internacional de Danza Contemporánea de la Ciudad de México (FIDCDMX) que celebrará su segunda edición del 3 al 13 de agosto próximo en diferentes sedes de la gran urbe.

Este año, los protagonistas de la fiesta dancística provendrán de once países que son Austria, Canadá, Chipre, Colombia, España, Estados Unidos, Hungría, Italia, Países Bajos, Portugal, República de Corea y México.

Los espacios en los que los intérpretes mostrarán sus propuestas son el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris, el Teatro de la Danza del Centro Cultural del Bosque, el Teatro Benito Juárez, el Teatro Cuauhtémoc, el Foro A Poco No y el Bosque de Chapultepec.

En su origen, el FIDCDMX surgió como un proyecto que busca enmarcar este género y fomentar el contacto con una diversidad de propuestas dancísticas de calidad. Hasta su creación, no existía en la ciudad un festival de esta índole que le apostara exclusivamente a espectáculos creados a partir de una investigación profunda sobre el movimiento y la biomecánica corporal.

Al preguntarle al bailarín y coreógrafo, Rodrigo González, cómo ha cambiado el propósito de su festival de la primera edición a esta segunda, responde: “Sigue siendo el mismo: abrir un espacio de reflexión y encuentro por medio de la danza contemporánea de distintas latitudes, con apuestas de seria investigación del cuerpo en movimiento”.

-¿Cuáles han sido las enseñanzas que dejó el primer festival y que se quieren fortalecer para esta segunda edición? 

“La enseñanza más contundente fue la necesidad de su existencia, demostrada por la asistencia del público general y la participación solidaria de todos estos artistas de primer nivel. El Festival en esta segunda edición ha crecido el 50%, así que buscamos la fortaleza en llegar a más público y en poder ganar terreno para que los artistas que integran el festival tengan mejores condiciones cada vez”, explica el bailarín y coreógrafo.

Este año, el FIDCDMX será un caleidoscopio construido por compañías y coreógrafos que tienen apuestas artísticas innovadoras, de contenidos sólidos y con un compromiso con el trabajo riguroso del cuerpo. Cabe recordar que es un encuentro que ha buscado la inclusión de artistas jóvenes y de artistas experimentados, así como de compañías de pequeño y gran formato, siendo prioridad para su curaduría, la solidez de las piezas más allá de la trayectoria de los creadores.

Al cuestionar a su director qué compañías destacaría en la programación 2017 señala de manera contundente que no puede escoger porque cada propuesta tiene un discurso propio sólido.

Los artistas y grupos internacionales que forman parte de la segunda edición del FIDCDMX son Martz Contemporary Dance Company (España), Lee Yeon Jung Dance Project (República de Corea), Luna Cenere (Italia), Andrea Peña (Canadá), Gennaro Maione (Italia), Tomas Daniells (Austria), La Otra Cía. (Colombia), Gustavo Monteiro & Francesca Perrucci (Portugal), Tanz Company Gervasi (Austria), i MME Dance Company (Estados Unidos), Nicole Yiannaka (Chipre), Clara Ferrao (España), Körper (Italia), Andrea Hacki (Países Bajos), Cie Laroque Helene Weinzierl (Austria) y Ferenc Feher (Hungría).

México estará representando con las propuestas de Barro Rojo Arte Escénico, Contempodanza, Óscar Ruvalcaba Cía., Nemian Danza Escénica, Quiatora Monorriel, Pálido Teatro, VSS Compañía de Danza, Danza Capital, Ballet Contemporáneo Laura Vera, Jessica Sandoval, Espartaco Martínez, Hunab Ku Mata Caro, 8ADN, Colectivo Querido Venado y Zapapa´Escena.

Debido al aporte e importancia que ha adquirido el festival en tan poco tiempo, este año recibió apoyo para su realización de diversas instituciones, dependencias e iniciativa privada como el Sistema de Teatros de la Ciudad de México, el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), el Instituto Mexicano de Seguridad Social (IMSS), el Bosque de Chapultepec, el Canal Once, las embajadas de Austria, Hungría y España, Rising Art y Dialógica. Así como AyTvs, los hoteles Fontan, Casona, Templo Mayor, Hampton inn, Casa Blanca, Roosevelt, Lepanto y Flowsuites, así como el restaurant Crisanta.

Artículos relacionados