Boxeo infantil: La “Niña de oro” Martínez

Por Melissa Romero

La recuerdo pequeña y saltarina, siempre vestida con pants rosados y un gorrito de su madrina “La Torbellino” García. Corría el año de 2013 cuando a las puertas del establo del “Vaquero” Díaz apareció una pequeña niña con un par de trenzas a lado de su padre.

Sin pena ni miedo, se aventó unos rounds de manoplas, todos, boquiabiertos, admiramos la sutileza en su desplazamiento de piernas y la gran condición física que poseía, a sus cortos 11 años,  Stephanie Martínez Marczak.

La apodada “Niña de oro” encontró su gran pasión el  quien actualmente tiene 11 años, inspirada por la pelea de la de “La Guerrea” Torres en el estadio Neza 86, la apodada “Niña de oro” supo que quería estar en un cuadrilátero.

Su padre, Emmanuel Martínez, apoyo la decisión de la pequeña y, con mucho valor y ganas, Fanny comenzó su carrera boxística en el gimnasio de la campeona de Neza.

A chicos y grandes sorprendió con su habilidad boxística nata, estilista sobre el ring y elegante golpeo. Sus primeros rivales eran niños e impresionaba la manera en que no se intimidaba por ello, al contrario, propino grandes peleas donde desde la primera campanada se veía muy superior a los rivales.

Dentro del gimnasio su singular simpatía y carisma nos robó el corazón, aquella pequeña nos ha enseñado más de lo que se puede aprender en una vida boxeando.

En 2015 ganó el famoso torneo femenil “Puños Rosas”, en el gimnasio del “Ratón” González, cuna de boxeadores de la talla de Johnny González, Edgar Sosa y la nueva revelación Jacqueline Calvo.

Enfrentó a grandes rivales, su gran popularidad arriba y abajo del cuadrilátero le han abierto puertas importantes, conseguido patrocinios y fue apadrinada por el finado ex presidente del Consejo Mundial de Boxeo, José Sulaiman Chagnon.

Después de este primer gran logro, su carrera amateur despegó y con ello, poco a poco va avanzando para lograr su mayor objetivo: representar a México en el boxeo olímpico.

Stephanie es el futuro del boxeo, con destreza y pasión logrará sus metas. No puedo esperar verla conquistar el campeonato nacional para después lucirse, como sólo ella sabe hacerlo, con sus elegantes golpes.

Artículos relacionados