Cortando Rábanos

 

Por Frino

 

El pasado fin de semana, durante un acto de campaña en Minatitlán, Beatriz Gutiérrez Müller leyó un discurso en el que demuestra de qué se trata concebir el poder de manera distinta. Con una argumentación impecable, propuso eliminar la figura de “Primera Dama” como un paso necesario para lograr una sociedad más incluyente y menos clasista. “En México no hay mujeres de primera y de segunda, ni hay hombres de primera y de segunda”. Aquí mis rábanos:

Una propuesta reciente
que involucra a la mujer
habla de ver el poder
de forma más incluyente.
Un discurso inteligente
que hoy nuestra atención reclama:
transformar el panorama
es lo que busca Beatriz
pidiendo que en el país
no exista “Primera Dama”.

Jubilar ese arcaísmo
de una manera rotunda,
no hay personas “de segunda”
todos valemos lo mismo.
Erradicar el clasismo
del argot del presidente:
porque el cambio tan urgente
que aquí en México anhelamos
llegará sólo si hablamos
de manera diferente.

Con justicia ha subrayado
que en México a las mujeres
desde hace muchos ayeres
les ha fallado el Estado.
Que es importante el pasado
para entender el presente
y que así es, precisamente,
como el futuro se labra:
cultivando una palabra
veraz, crítica y consciente.

Que es una necesidad
darle voz a la poesía
pues ser mujer hoy en día
no es cosa de vanidad.
Que ejercer la libertad
comienza por el lenguaje:
más que falda y maquillaje
las mujeres de aquí son
espíritu, corazón,
iniciativa y coraje.

Ha quedado en el ayer
-aunque a algunos les asombre-
eso de “atrás de un gran hombre
siempre hay una gran mujer”.
Se trata de comprender
que está cambiando el país
sin aires de emperatriz
ni estrellas de melodrama
basta de “Primera Dama”
lo ha dicho muy bien Beatriz.

 

www.cortandorabanos.blogspot.mx

 

Related posts