México, distante en la materialización de los derechos humanos

Por Redacción Reversos 

Foto: Edgar López (q.e.p.d.) 

México avanzó a partir de la internacionalización de los derechos humanos desde la perspectiva normativa, pero está distante su materialización, consideró Luis Raúl González Pérez, coordinador del Programa Universitario de Derechos Humanos (PUDH) de la UNAM. 

“Como país hemos suscrito varios instrumentos internacionales, nos hemos adherido a ellos y firmado sus protocolos, tenemos leyes que son perfectibles, pero México enfrenta desde hace décadas una brecha entre esos derechos, ya contenidos en las normas, y su realización plena”, reconoció. 

El abogado señaló que los mexicanos tenemos instrumentos legales nacionales e internacionales para hacer efectivas las garantías individuales, las cuales coadyuvan a su vigencia; sin embargo, para cumplirlos por la vía jurisdiccional, es decir, ante los tribunales, o mediante los organismos públicos -nacionales e internacionales- se necesitan recursos y asistencia técnica para hacerlos valer. 

González Pérez destacó que la UNAM es pionera de la figura del ombudsman -hoy denominada ombudsperson para darle una perspectiva neutral al concepto que en sueco significa “mediador”-, la cual desde años existe en la estructura de la Universidad para protección de las y los trabajadores en la defensoría de sus derechos universitarios. 

Declaración Universal de los Derechos Humanos 

El Día de los Derechos Humanos se celebra el 10 de diciembre de cada año, porque ese día de 1948 la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó la Declaración Universal de Derechos Humanos (DUDH).

Es un documento histórico que proclama los derechos fundamentales que corresponden a toda persona, independientemente de su raza, color, religión, sexo, idioma, opinión política o de otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición. Está disponible en más de 500 lenguas y es el traducido en el mundo. 

Este año, el tema del Día de los Derechos Humanos está relacionado con la pandemia de la COVID-19, y se centra en la necesidad de reconstruir para mejorar, asegurándose que sean la base para los esfuerzos de recuperación. 

La efeméride de este año sostiene, según la ONU, que sólo alcanzaremos nuestros objetivos comunes en todo el mundo si somos capaces de crear igualdad de oportunidades para todos, abordar los fracasos que la pandemia ha dejado en evidencia y aplicar las normas de derechos humanos para hacer frente a las desigualdades, la exclusión y la discriminación arraigadas, sistemáticas e intergeneracionales. 

Prioridad tras la pandemia 

La crisis de la COVID-19 se ha visto alimentada por el agravamiento de la pobreza, el aumento de las desigualdades, así como la discriminación estructural y arraigada y otras brechas en la protección de los derechos humanos. Solo las medidas para cerrar estas brechas y promover los derechos humanos pueden garantizar una plena recuperación y la reconstrucción de un mundo mejor, más resiliente, justo y sostenible, sostiene la ONU. 

Para González Pérez debemos avanzar en la procuración de las garantías fundamentales y no solo en su defensa como reacción, especialmente en los derechos económicos, sociales y culturales, en los cuales hay menos avances. 

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Related posts