Gilberto Rincón Gallardo, el demócrata.

Por Mónica Loya Ramírez   Gilberto Rincón Gallardo fue ingresado a Lecumberri en 1968, en pleno movimiento estudiantil, bajo la acusación inverosímil de “aventar bombas molotov”. Él, a quien nunca le gustó que lo identificaran por su discapacidad, tuvo en esa acusación una defensa involuntaria.   Permaneció  recluido en esa cárcel hasta 1971 junto con otros destacados dirigentes del Partido Comunista Mexicano (PCM). Durante su trayectoria política estuvo encarcelado en 32 ocasiones.   Nació en la Ciudad de México el 15 de mayo de 1939 dentro de una familia de…