Un acto de comunión, historia de canibalismo, inicia temporada en El Granero 

 

Gloria Reyes

 

La obra Un acto de comunión, basada en una historia real sobre un hombre que encontró por Internet a otro para cometer un acto de canibalismo consensuado, inicia temporada en el Teatro El Granero Xavier Rojas del 13 de enero al 10 de marzo de 2020.

La propuesta escénica es autoría del dramaturgo argentino Lautaro Vilo, documentada en el caso del caníbal de Rotemburgo ocurrido en 2001 en Alemania, trata sobre una persona que, tras ver un anuncio en el que un hombre se ofrece para ser comido vivo, decide contactarlo.

Bajo la dirección de Julio César Luna, la obra es interpretada por Antón Araiza quien, en entrevista, considera que “independientemente del juicio que podamos establecer sobre el caso, nos pareció prudente exponer el hecho consumado de un acto que fue en su totalidad consensuado entre dos adultos y el cual, por otra parte, fue señalado y castigado por las leyes y la sociedad del país donde ocurrió. Eso lo hizo para nosotros cercano y pertinente”.

Los límites del deseo y la soledad

Un acto de comunión es un unipersonal y su protagonista, Antón Araiza, escenifica los límites del deseo y la soledad, a través del desarrollo de los singulares apetitos sexuales, amorosos y existenciales de un hombre que busca satisfacer su instinto.

El protagonista de la obra es Henrik, quien ha deseado tener un hermano, una familia, para no sentirse solo. Una noche llega a casa y cumple su deseo. Allí comienza su historia, en un lugar donde nadie imaginaba lo que había ocurrido. Después de un corto tiempo, las normas sociales que de alguna manera han logrado civilizarnos podrían ser la respuesta.

“Hoy en día consideramos necesario, urgente e importante, crear empatía con los distintos tipos de relación, abrir nuestro rango de pensamiento a nuevas oportunidades y visiones, señalar el derecho a vivir nuestras propias vidas y atenderlas para generar acciones positivas, considerarnos sujetos de confianza para los distintos grupos humanos y, sobre todo, empezar a aceptar el significado de la palabra individuo, otorgándole a cada ser humano su deseo y derecho de vivir su propia vida”, enfatiza Araiza.

La pieza, de corte minimalista, muestra a un hombre sentado frente a las y los espectadores que permanecerán en silencio mientras observan y escuchan el relato de los hechos como si el protagonista estuviera confesando su crimen en un interrogatorio.

Un acto de comunión es una producción a cargo de A.A Teatro, la cual ofrecerá funciones los lunes y martes a las 20:00 horas, del 13 de enero al 10 de marzo, en el Teatro El Granero Xavier Rojas del Centro Cultural del Bosque. Para más información consultar redes sociales de la Coordinación Nacional de Teatro: @teatroinbal en Facebook, Twitter e Instagram.

 

 

 

Related posts

Déjanos un comentario